Cuidado de los ojos, oídos y uñas del bebé

Mie 8 de Ene de 2020

A continuación se explicarán las necesidades especiales del cuidado del bebé.

Cuidado de los ojos del bebé  

  • Lavarlos una vez al día con el baño.
  • Si tiene secreciones, limpiar el ojo con suero fisiológico en monodosis o agua tibia, secando cada ojo con una gasa, usando una gasa por cada ojo o un paño suave. También realizar masaje del conducto lagrimal, poniéndo el dedo índice presionando sobre el ángulo interno del ojo, de manera que bloqueamos el reflujo a través del punto lagrimal. Después se aplica el masaje firmemente hacia abajo; repitiéndose la maniobra 8-10 veces. Este masaje se debe hacer 3-4 veces todos los días y acompañarse de higiene o limpieza del párpado.

Cuidado de las uñas del bebé     

  • Es importante conocer que la punta de las uñas suele estar adherida a la piel del dedo lo que provoca que sea muy difícil cortarlas durante los primeros días sin que se haga una herida al bebé. Es adecuado retrasar el primer corte con tijera de las uñas a los 15 o 20 días de vida.
  • Si el niño se araña, se pueden cortar con unas tijeras con el extremo romo, cortándose las uñas siempre de forma recta y sin dejar picos en las esquinas que puedan provocar arañazos o que se claven en la piel del dedo. Posteriormente se puede repetir, cuando los padres las vean largas. Es mejor hacerlo cuando están dormidos.

Cuidado de los oídos del bebé               

  • Sólo hay que limpiar la zona de fuera de las orejitas con el pico de la toalla. Nunca meter nada dentro del oído, ni bastoncillos ni líquidos.
  • Limpiar también la zona de detrás del pabellón auricular, ya que es una zona que se puede irritar si no se seca a conciencia.

Vídeo de "Ventana abierta a la familia" Junta de Andalucía

¿Qué busca?